¿A que están jugando? ¿Cual es el plan ?

Economía 05 de octubre de 2018 Por
Vamos de frente a la tormenta.

 
 El nuevo presidente del B.C.R.A , como digno sucesor de su maestro creó una nueva bola de deuda, pero como no quería ser menos, la hizo potencialmente mas explosiva. Se trata de las Leliq, el nuevo instrumento de referencia, con el que el Central busca absorber liquidez para frenar a la resiliente crisis cambiaria. La tasa promedio es de 74% y no deja de crecer. El riesgo es claro: ahora los vencimientos ocurren en forma diaria y cada Letra tiene una duración de sólo 7 días. Por cada $100 en Leliq, el Central le debe a los bancos alrededor de $170 que debería emitir si deciden no renovarle, si los ahorristas deciden salir de sus plazos fijos. Eso en pleno plan de emisión cero.

No hay muchos misterios sobre los costos que la nueva política monetaria tiene sobre la economía real. El BCRA decidió un apretón y desde entonces hubo una disparada en la tasa que afecta a las Pyme, la inversión y el empleo.

Pero además hay un riesgo alto en lo monetario. Si bien algunos economistas destacan que las Leliq son más estables porque sólo están en manos de los bancos, otros advierten que la dinámica es similar: esas posiciones bancarias en Letras de Liquidez dependen de los depósitos en pesos. Si un día los ahorristas observan que la tasa ofrecida no es satisfactoria, se pueden ir otros activos y los bancos no tendrán con qué seguir renovándolas. E irse de Leliq no es tan difícil como irse de las Lebac. Los tenedores ya no tienen que esperar un mes para que venzan y no perder dinero. El vencimiento siempre está ahí nomás.

 La caída de 5,6 por ciento que registró la industria en agosto es sólo el comienzo de la larga noche que se avecina. Así lo anticipan Carlos Melconian y Juan Carlos de Pablo, dos de los principales economistas de la city, para quienes la recesión podría extenderse durante varios meses. Además, advirtieron sobre el riesgo que puede tener una tasa de interés tan alta. “Se está criando de a poquito el primo hermano del monstruo. Guarda, no te vayas a poner de sombrero a las Leliq”, sostuvo Melconian. 

De pablo sustuvo “En el mismo momento en que ponés la tasa al 72 por ciento vas con Precios Cuidados y le decís usted no puede aumentar el precio de la muzzarela más del 15 por ciento y la tasa es 72. El tipo te entrega la llave y se va”, ironizó. En declaraciones radiales, de Pablo comentó que el presidente del Banco Central, Guido Sandleris, “Hizo un anuncio fuertísimo: dijo que la base monetaria no va a crecer nada en términos nominales pase lo que pase hasta mediados del año que viene. Pero para ver si te creen, por lo menos tienen que sugerir cómo lo vas a hacer”.

“Un ataque a una crisis tiene que ser un fenómeno de un fin de semana. Esto ya lleva varios meses y te va transformando la naturaleza del problema”, advirtió. A su criterio, “este gobierno no empezó hoy, sino hace dos años y medio. En diciembre de 2015 le podías dar un beneficio de duda, que hoy se está otorgando mucho menos. Por eso, es muy importante que hoy las autoridades hagan un anuncio plausible para ver si la gente te da el beneficio de la duda”.

Ademas la  ley de presupuesto del ejecutivo confirma la tendencia de endeudamiento , el análisis se orienta a una primera comparación con el año anterior. ¿Qué partidas han crecido por encima de la media, que otras lo han hecho por debajo? Esta identificación permite rápidamente observar hacia donde se orientará la acción de gobierno o cuáles son sus prioridades.


En el caso del proyecto de presupuesto nacional para 2019, la partida de gastos que más crece es la de los intereses de la deuda pública. De cada 100 pesos que gaste el Estado, 19 serán para esas erogaciones que, hace apenas tres años, era de sólo 6 pesos de cada 100. Esto muestra el importante proceso de endeudamiento que se viene desarrollando desde 2016.

El Estado argentino se endeudó en dólares para que el poder económico (las grandes fortunas), hicieran un enorme negocio y se llevaran los excedentes fuera del país. Grupo de afortunados del que proviene gran parte de los integrantes del autoproclamado mejor equipo de los últimos cincuenta años.

El proyecto de presupuesto, que es producto de la conjunción de ideas y políticas entre Cambiemos y el FMI, lo que hará es profundizar aún más la etapa recesiva (y regresiva) que se inició en nuestro país el 10 de diciembre de 2015. Al mismo tiempo opera como presunto legitimador de la gran estafa con que el actual gobierno retribuyó a una parte de sus votantes. Que eso no pase, dependerá, como casi siempre, de la lucha y movilización del pueblo argentino.

NO TE CALLES

👇 ¡Difundí esta nota! 👇

Te puede interesar