Entre 2022 y 2023 se deberían devolver fondos equivalentes a 4.000 millones de vacunas, según el programa original con el FM

El 20 de junio del año 2018 la anterior administración del Estado Nacional y el FMI alcanzaron un Acuerdo Stand By de 36 meses. El fin de los recursos obtenidos permitiría al país hacer frente a los desequilibrios de la balanza de pagos y las necesidades de financiamiento fiscal. La asistencia financiera comprendía desembolsos por un total de 50 mil millones de dólares, no obstante, en septiembre del mismo año, el Acuerdo Stand-By se amplió por 57.100 mil millones de dólares. Sin embargo, tras las elecciones primarias de 2019 se suspendieron los pagos de un acuerdo que ya no está vigente. El total del dinero enviado por el FMI ascendió a US$44.500 millones.

En relación a la devolución del crédito, se observa que de no haberse dado de baja el acuerdo este exigía un pago en tan solo dos años del equivalente al 116% de nuestras reservas internacionales actuales, al 84% de las exportaciones de todo 2020 o a más de 4.800 millones de vacunas.

Este mes, se hizo pública la decisión de impulsar una investigación acerca de las irregularidades y delitos que pueden haberse cometido en la firma de dicho acuerdo. Sin indagar cuestiones legales y administrativas, este informe realiza un análisis retrospectivo para echar luz acerca del uso de los fondos y la razonabilidad económica de los objetivos y el calendario de pagos y devolución.

De contrastar los montos girados por el FMI con los diversos posibles usos, se tiene que entre junio de 2018 y diciembre de 2019 ingresaron alrededor de US$ 44.500 millones, mientras que salieron del sistema bancario (se fugaron), más de US$48.000 millones. Es decir que por cada 100 dólares que ingresaron, salieron 108.

Otro indicador que relaciona los giros del FMI con la fuga es que los primeros siempre superaron a esta última hasta octubre de 2019, mes en que se decidió controlar la salida de dólares con un tope de compra de 200 por persona. Ese mes, ya se habían fugado la totalidad de lo ingresado hasta entonces.

El análisis de los objetivos macroeconómicos para Argentina da cuenta que en ese aspecto se estaba condenando al país al incumplimiento de lo pactado. Los ejemplos más destacados tienen que ver con que en el año 2019 la inflación excedió en más de 33 puntos el objetivo base, la relación deuda-PBI superó al objetivo en 18 puntos, mientras que las reservas finalizaron US$8.700 millones por debajo del objetivo.

De analizar la evolución de deuda en el periodo, se observa que en los años 2018 y 2019 el endeudamiento en moneda extranjera se incrementó en más de US$ 30.000 millones, cosa imposible si se hubieran utilizado la totalidad de los fondos del FMI para pagar deuda anterior. Además, a fines de 2019 la administración anterior suspendió los pagos en tiempo y forma de letras, tanto en moneda local como extranjera. Asimismo, el endeudamiento en moneda nacional se incrementó en más de $2.400 millones y la ratio deuda total-PBI escaló 33 puntos porcentuales en esos dos años, rozando el 90%.

También te podría gustar...

1 respuesta

  1. Thanks for the good writeup. It if truth be told was
    once a amusement account it. Glance complicated to more brought agreeable from you!
    By the way, how could we keep up a correspondence?

Responder a w88live mobil Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *