Mientras el gobierno anuncia un nuevo tarifazo para la garrafa social, se conoció que el gas de exportación se vende a mitad de precio de lo que paga un consumidor argentino

Desde Vaca Muerta el gobierno exporta gas a mitad del precio que paga un consumidor argentino. Mientras que el valor de exportación del millón de BTU oscila entre 3,18 y 3,80 dólares, un usuario paga hasta 7,50 dólares en promedio.

Los datos surgen del mercado y de la Secretaría de Energía, el valor del millón de BTU (una medida térmica utilizada para el comercio de gas) oscila entre 3,18 y 3,80 dólares mientras que un usuario paga hasta 7,50 dólares.

En Energía aseguran que ese valor irá descendiendo y  que se aplica sólo a una parte del gas que consume un usuario residencial. El resto tiene valores similares al de exportación, aseguran.

La diferencia de precios entre el gas de exportación y el de consumo local, que se produce en Vaca Muerta, hace pensar que los usuarios residenciales estan subsidiando la ventas al exterior.

Esto no es todo, el gobierno Nacional informó a través del Boletín Oficial un nuevo tarifazo. La garrafa social de gas a partir del próximo viernes 1 de febrero pasará a costar al público $ 267,70, lo que supone un aumento del 23,93% para el tubo de 10 kilogramos, que ahora cuesta $ 216; el envase de 12 kilos costará $ 321,24; y en el caso de la garrafa de 15 kilos, el precio se fijó en $ 401,55.

Es así que el gobierno continúa con su plan de ajuste sobre los sectores más vulnerables de nuestra población, aplicando un tarifazo sobre los usuarios de la garrafa social.